/ El establo de Pegaso

miércoles, 8 de noviembre de 2017

Ettore abandonó en Nápoles la mitad de su ausencia


En 1938, tras tomar en Nápoles un barco hacia Palermo, el físico Ettore Majorana desapareció misteriosamente en el Tirreno. Dejó escritas dos cartas, una parece la nota de un suicida y la otra podría interpretarse como la despedida de una persona que busca comenzar una nueva vida. La versión oficial fue que se había arrojado al mar durante la travesía, pero su cadáver nunca se encontró. Ettore, literalmente, se esfumó.
Majorana se doctoró bajo la dirección de Enrico Fermi con el trabajo: La teoría cuántica de los núcleos radiactivos, y es conocido sobre todo por sus estudios en física de partículas. En 1937, propuso una ecuación que deduce de la teoría cuántica, la posibilidad de la existencia de una partícula muy especial, que es a la vez su propia antipartícula: el fermión de Majorana, y que estaría justo en la frontera entre la materia y la antimateria.

Ettore abandonó en Nápoles la mitad de su ausencia

El 27 de marzo de 1938
desapareció en el Tirreno Ettore Majorana.
Se arrojó al mar desde un barco
-esa fue al menos la versión oficial-,
pero, quizás, dimensiones extra ocultas bajo el agua
transformaron su cuerpo
en una metáfora de la partícula que amaba
y, como ella, comenzó a existir
en varios órdenes de realidad,
-un Ettore elemental con su propio anti Ettore-
No vivo y no muerto,
tal vez superpuesto en la espuma,
abandonó en Nápoles la mitad de su ausencia
y viajó a Palermo con la otra mitad.
Dejó escrito: “el mar me rechazo sin remedio”.
pero el tiempo leva anclas,
la incertidumbre navega
tras la estela del paquebote Tirrenia
y el espacio, como un pez volador,
duerme bajo el firmamento.
A lo lejos, el parpadeo del faro
se confunde con las escamas del cielo
y, aunque el destello es hermoso,
Ettore sabe que esa luz apenas si puede sostenerlo.
En la costa, el Vesubio da sentido a este instante.


Tanto a Majorana, como a la partícula que describió, ha sido difícil seguirles el rastro. La desaparición de físico nunca se resolvió y desde 1938 han circulado todo tipo de conjeturas, que van desde el suicidio a su huida a Sudamérica, pasando por el retiro en un convento. En los últimos años, ha cobrado fuerza el rumor de que estuvo a mediados de los años 50 en Venezuela bajo el nombre de Bini. Otros testigos, como la viuda del escritor Miguel Angel Asturias dice haberlo conocido en Argentina como amigo de una matemática de nombre Eleonora Cometta-Manzonni, pero el misterio continúa hasta hoy.

"Nessuno mi troverà". Trailer

domingo, 22 de octubre de 2017

Nexus-6 FAB21416 perfila el infinito alrededor de los ojos


Nexus-6 FAB21416 perfila el infinito alrededor de los ojos

Pris: N6FAB21416 (Nexus-6, Femenino, Nivel físico A, Nivel mental B, Fecha de fabricación 2/14/16).

El ocho de los ojos de Priscilla Stratton
se tambalea,
duerme con el infinito
soñando en rótulos de neón ovejas eléctricas.
Vendrán nieves suaves
y se fundirán en la cuenca de Newton.
Vendrán lluvias suaves
titilando en los carteles luminosos
como luciérnagas cósmicas.
Pero el agua siempre se inclina a la tristeza,
la mirada oblicua de las maquinas melancólicas
vislumbra topografías de otros mundos
en anuncios de Coca Cola que semejan nebulosas.
La ciudad de Los Ángeles ronronea zalamera y salvaje,
y, en el iris de Nexus- 6 FAB21416,
Tyrell Corporation detecta huellas de líneas espectrales,
letras enlazadas como tenues filamentos galácticos,
espirales tipográficas de fuentes
que no se ajustan exactamente a la Spencerian Script.
Una mujer pálida, como el queso de luna,
sonríe desde la fachada,
mientras Los Ángeles asoma la garra,
arrancando fechas a corderos fluorescentes
hibernados junto al santo del día.
La lluvia es un pasajero sin memoria
que predice el comportamiento de las lágrimas,
Pris perfila de nuevo el infinito alrededor de los ojos,
el recuerdo es inerte
y el parpadeo sigue la regla del octeto,
organizándose como los gases nobles.


Una forma muy avanzada de detector de mentiras que mide contracciones del músculo del iris y la presencia de partículas invisibles flotantes emitidas por el cuerpo. El fuelle fue diseñado para esta última función y le da a la máquina el aire amenazante de un insecto siniestro. La VK se usa principalmente por los Blade Runners para determinar si un sospechoso es verdaderamente humano al medir el grado de empatía de sus respuestas a través de preguntas y declaraciones cuidadosamente fraseadas.
Descripción del manual de prensa original de 1982 de Blade Runner.


miércoles, 1 de febrero de 2017

Titán, la enigmática luna de Saturno


Titán, la enigmática luna de Saturno

En Titán, calentado por una manta de hidrógeno,
los volcanes helados arrojan amoniaco
arrancado de un corazón gélido. Lavas
líquidas y heladas sostienen un imperio
más grande que Mercurio, y que se parece un poco
a la primitiva Tierra: llanuras asfálticas y calientes
estanques minerales. Pero
cómo me gustaría tomar las aguas de Titán, bajo
ese cielo surcado por el humo
donde el suelo está borroso por la neblina rojo cereza
y arriba, como vientres flotantes,
nubes
elevándose y moviéndose, de las que llueve
sopa primigenia, mientras la vida espera en las alas.

Diane Ackerman

Titan, the enigmatic moon of Saturn

On Titan, warmed by a hydrogen blanket,
ice-ribbed volcanoes jet ammonia
dredged out of a glacial heart. Liquid
and frozen assets uphold an empire
bigger than Mercury, and even a little
like primitive Earth: asphalt plains and hot
mineral ponds. But
how I’d like to take the waters of Titan, under
that fume-ridden sky,
where the land’s blurred by cherry mist
and high above, like floating wombs,
clouds
tower and swarm, raining down primeval
bisque, while life waits in the wings.

Diane Ackerman versión en inglés


Venus

Bajo llave y perpetuo,
un silbido giratorio
de rayas blancas
a su alrededor; tafetán
una toca como el manto de una monja;
Una voluptuosa fulana con una boa rosa;
Momia con negros
sedimentos disecados en su interior; estrella avispa
para los galileos Mayas;
Un paciente ambulatorio
Envuelto en gasa postoperatoria;
Cleopatra en agosto-
Su carne ondulada
en un espejismo de calor
a años luz
de Alejandría;
Pulpa blanca pegajosa
con forma de espiga
a través del vientre de una larva;
La perfecta cortesana:
servicial, insensible,
plegada con enigmas,

Venus silenciosamente muta
En su torre de marfil.

En lo profundo de este
libidinoso albedo
hay temperaturas tan altas
que hierve el plomo,
presiones
90 veces más rigurosas
que las de la Tierra.
Y a pesar de las capas de nubes
y de los estratos de calina
parecen respirar
como fuelles gigantes,
que exhalan y suspiran
cada 4 días,
el capullo venusiano
no es una alegre crisálida
que cría una libélula
o que infunde vida
a una retraída larva
sino una jadeante atmósfera
de cuarenta millas de grosor
de ácido sulfúrico, clorhídrico
y fluorhídrico
transpirando todo
como un terrario global,
letal, ácido, absorto en sí mismo.
Ningún musgo esfagno
Ni helecho polipodio por aquí
Donde los vapores candentes
Y la bilis rosada
recuerdan el incendio
con el que comenzó el Universo.

Venus

Low-keyed and perpetual,
a whirling sylph
whose white robe stripes
around her; taffeta
wimpled like a nun’s headcloth;
a buxom floozy with a pink boa;
mummy, whose black
sediment desiccates within; wasp-star
to Mayan Galileos;
an outpatient
wrapped in post-operative gauze;
Cleopatra in high August–
her flesh curling
in a heat mirage
lightyears
from Alexandria;
tacky white pulp
spigoted
through the belly of a larva;
the perfect courtesan:
obliging, thick-skinned,
and pleated with riddles,
Venus quietly mutates
in her ivory tower.
Deep within that
libidinous albedo
temperatures are hot enough
to boil lead,
pressures
90 times more unyielding
than Earth’s.
And though layered cloud-decks
and haze strata
seem to breathe
like a giant bellows,
heaving and sighing
every 4 days,
the Venerean cocoon
is no cheery chrysalis
brewing a damselfly
or coaxing life
into a reticent grub,
but a sniffling atmosphere
40 miles thick
of sulphuric, hydrochloric,
and hydrofluoric acids
all sweating
like a global terrarium,
cutthroat, tart, and self-absorbed.
No sphagnum moss
or polypody fern here,
where blistering vapors
and rosy bile
hint at the arson
with which the Universe began.

Diane Ackerman. The Planets: A Cosmic Pastoral


martes, 17 de enero de 2017

Materia oscura y energía oscura



Poema de Alicia Ostriker dedicado a la astrofísica Vera Rubin.

Materia oscura y energía oscura

Mi marido dice que la materia oscura es una realidad
no solo una teoría inventada por computadoras adolescentes
puede probar que existe y está en todas partes

formando halos invisibles alrededor de todo
y de alguna manera debido a la gravedad
sosteniendo todo libremente unido

la forma en que un niño quiere escapar de sus padres
y no quiere ... ¿qué es eso?
no sabemos lo que es pero sabemos que es real

la forma afectuosa en que nuestros padres y madres
siguieron con furia órbitas fijas alrededor
uno del otro como ratones en una pista

la manera en que cada átomo humano y cada átomo
corre a través del espacio envuelto en su invisible
halo, esta gran sombra, es la oscura materia oscura

amor, mientras que las galaxias
en la riqueza de sus feroces burbujas protectoras

se miran una a la otra
incapaz de cesar
orgullosamente
retrocediendo


Dark Matter and Dark Energy de Alicia Ostriker (New York, 1937)

Para conocer más de Vera Rubín y su trabajo 'embárcate' con AstroChat en su misión dedicada a la astrofísica.


Vera Rubin, que hizo visible la materia oscura galáctica y fue pionera en medir la rotación de las estrellas dentro de una galaxia, falleció el 25 de diciembre de 2016. Incomprensible que a esta mujer no le concedieran el Nobel de Física

martes, 26 de julio de 2016

La gata de Schrödinger

La paradoja del gato de Schrödinger es un experimento imaginario concebido en 1935 por el físico Erwin Schrödinger para ilustrar uno de los aspectos más contraintuitivos de la mecánica cuántica, la superposición.


La gatita de Schrödinger
contempla el firmamento y parpadea
¿creerá que si no mira desaparecen las estrellas?
o, simplemente, busca confirmar que está viva.
Ronronea, moviendo lentamente la cabeza,
todo tiene naturaleza dual y ella
podría ser parte o no de una paradoja.
Pero Erwin la ha elegido ‘minina cuántica’
y se entretiene arañando ecuaciones,
quizás ahueca las probabilidades
de ahuyentar a la muerte
enredándolas en ovillos de lana.
Con un cierto desdén, la princesa se atusa,
vigila el infinito,
estimando la posibilidad de conocer
la posición y el momento de una mota de polvo.
Aunque para experimentos exóticos
ella adora las cajas,
limitan su universo,
como todos los espacio clandestinos,
y son óptimas para conjeturar
sobre el comportamiento del átomo.
Humedece las patas, extiende los bigotes,
ignorando la interpretación de Copenhague,
intuye que en algún punto,
entre las moléculas y el canto del mirlo,
debe estar la salida.


Según este experimento, se introducía un gato en una caja de acero junto a una mínima dosis de material radiactivo. La cantidad era tan pequeña que solo existía un 50% de posibilidades de que durante la hora siguiente uno de los átomos decayese; si esto ocurría, se activaría un mecanismo que llenaría la caja de un gas tóxico que provocaría la muerte del gato.
De acuerdo con los principios de la mecánica cuántica, durante el tiempo del experimento, el gato está en una superposición, vivo y muerto al mismo tiempo. Sin embargo, esa circunstancia cambiaría cuando abriésemos la caja para mirar lo que pasa en su interior, ya que en ese momento, volveríamos a la realidad de la física clásica, y el gato estaría o vivo o muerto.
Hace unos meses, investigadores de la Universidad de Yale, en EE.UU., revolucionaron la famosa paradoja demostrando que ‘el felino’ puede estar a la vez vivo y muerto y encontrarse en dos lugares al mismo tiempo.
Tomaron dos recipientes separados y utilizaron ondas de luz de tal manera que solo una longitud de onda podía existir en el recipiente en un momento determinado, proporcionando así dos espacios separados de idénticas características. Los espacios, por su parte, estaban conectados por un corriente superconductor y en su interior se colocaron fotones. Como resultado, los investigadores fueron capaces de proporcionar a los fotones dos estados (como los del gato, vivo y muerto) y observar el mismo estado de fotones en el otro recipiente.
“Con esta arquitectura, somos capaces de introducir un 'gato' hecho de fotones de microondas confinadas, que se propaga a través de ambas cajas", explican los investigadores. "Como tal, su estado en cada cavidad está muy entrelazado con el de la otra, y no se puede describir por separado. Su destino es desconocido para nosotros a menos que abramos las dos cajas a la vez". Es decir, el gato solo está vivo y muerto en las dos cajas al mismo tiempo, nunca si una de ellas se abre.
“Hemos creado una situación nueva y más exótica para el gato de Schrödinger (con un 'tamaño' de momento de hasta 80 fotones), una superposición de estados coherentes de luz que viven y mueren en dos sitios al mismo tiempo”, concluyen.

La gata de Schrödinger fue publicada originalmente en TAM TAM PRESS

martes, 19 de julio de 2016

Después de leer un manual de física moderna para niños


Después de leer un manual de física moderna para niños

Si fuera cierto todo lo que sabe
un físico experimentado sobre la verdad,
entonces cualquier persona,
por mucha inutilidad y suciedad
que haya en nuestro mundo cotidiano,
lo tiene mucho mejor en la vida
que las Grandes Nebulosas
y que los átomos de nuestro cerebro.

El matrimonio casi nunca es perfecto,
pero seguro que debe ser peor
viajar como las partículas
a miles de millas por segundo
por un universo
en el que el beso de tu amante
o bien no se notaría
o bien te rompería el cuello.

Aunque esa cara que veo
cuando me afeito sea cruel
porque año tras año rechaza
a un pretendiente que envejece,
al menos, gracias a Dios, tiene
bastante masa para no deshacerse
y transformarse en una sopa indefinida
que está parcialmente en otro sitio.

Nuestros ojos prefieren
que un lugar habitable
tenga una perspectiva geocéntrica,
que los arquitectos construyan
un sencillo espacio euclidiano:
son mitos agotados, pero ¿quién
estaría como en casa sentado en una silla
que no para de expandirse?

Esta pasión de nuestra especie
por el descubrimiento,
es un hecho casi incuestionable,
pero disfrutaría más
si supiera con mayor claridad
para qué queremos el conocimiento,
y si tuviera la seguridad de que la mente
todavía es libre para saber si quiere saber.

Al parecer esto ya se ha decidido
de una vez por todas,
y ya descubriremos más adelante
si nuestro interés por las magnitudes
extremas puede dar lugar a una
criatura de tamaño mediano,
o si resulta racional en definitiva
hacer política con la Naturaleza.

W. H. Auden (EEUU, 1907-1973)archivo de audio del poema

After Reading a Child's Guide to Modern Physics

If all a top physicist knows
About the Truth be true,
Then, for all the so-and-so's,
Futility and grime,
Our common world contains,
We have a better time
Than the Greater Nebulae do,
Or the atoms in our brains.

Marriage is rarely bliss
But, surely it would be worse
As particles to pelt
At thousands of miles per sec
About a universe
Wherein a lover's kiss
Would either not be felt
Or break the loved one's neck.

Though the face at which I stare
While shaving it be cruel
For, year after year, it repels
An ageing suitor, it has,
Thank God, sufficient mass
To be altogether there,
Not an indeterminate gruel
Which is partly somewhere else.

Our eyes prefer to suppose
That a habitable place
Has a geocentric view,
That architects enclose
A quiet Euclidian space:
Exploded myths - but who
Could feel at home astraddle
An ever expanding saddle?

This passion of our kind
For the process of finding out
Is a fact one can hardly doubt,
But I would rejoice in it more
If I knew more clearly what
We wanted the knowledge for,
Felt certain still that the mind
Is free to know or not.

It has chosen once, it seems,
And whether our concern
For magnitude's extremes
Really become a creature
Who comes in a median size,
Or politicizing Nature
Be altogether wise,
Is something we shall learn.

sábado, 18 de junio de 2016

Líquenes crustáceos


Los líquenes son organismos formados por la simbiosis de un hongo y un alga. El hongo aporta al alga agua y sales minerales y el alga realiza la fotosíntesis, cediéndole materiales orgánicos. Su estrecha unión les permite sobrevivir en las condiciones ambientales más adversas.

Líquenes crustáceos

Aferrados a la roca, los líquenes
recuerdan la mirada desvalida de los perros
la caricia frágil de los vagabundos
esbozando sobre el lomo con ternura
los contornos de lo inhóspito.
Con la pasión de los seres que se saben imperfectos,
hongos y algas se aman sin condiciones,
se estrechan,
comparten su mendrugo de rocío y luz
y van creciendo lentos
Hay quien dice que se miran a los ojos
absorben su agonía
y boca a boca, dulcemente, la transforman
en latidos silenciosos
que penetran la piedra.
Bajo pieles minerales
los líquenes disuelven la carne arenosa
en abstracción lírica
como el jinete azul disuelve
la calma invariable del paisaje.
Hay quien dice que son una quimera
en el espinazo de las rocas,
colores cabalgando en un reino sin reino.

El jinete azul (Der blaue reiter), Wassily Kandinsky (1903)

Los líquenes crustáceos son el grupo más numeroso. Fuertemente adheridos al sustrato y en muchos casos penetrándolo, tienen un crecimiento muy lento —unos pocos milímetros por año—. La mayoría son saxícolas (viven sobre la roca).
Para comprobar sus reacciones al espacio exterior, se envió a la Estación Espacial Internacional una maleta con organismos vivos, entre ellos líquenes, que no solo sobrevivieron durante 18 meses a la exposición directa al espacio, sino que de vuelta a la Tierra ‘despertaron’ y continuaron creciendo. La recuperación de su actividad biológica ha sido “sorprendente” y en algunos casos mostraron tasas fotosintéticas incluso superiores a las que poseían antes de su viaje espacial.

La vida secreta de los líquenes:

Esta entrada fue publicada originalmente en la sección de ciencia y poesía de Tam Tam Press